Mirage Palace
Publicado: 15:42 28/11/2012 · Etiquetas: , , , , · Categorías:
Son muchos los mundos que en mis viajes he conocido. Muchas las tierras que estos pies han pisado a lo largo de heroicas epopeyas o largos periplos en soledad. Así pues, no es de extrañar que no hayan sido precisamente pocos los parajes que han maravillado estos ojos e inspirado mi pobre corazón. Me dispongo en estas crónicas a describir aquello que lleno mi alma, esperando con mis palabras ser capaz de transmitir al menos un ápice de la belleza de tales mundo.



En este mundo hay un hombre, un extraño personaje que en diversas ocasiones paralizará la marcha de aquellos viajeros que se aventuren en tan curiosas tierras para, sin razón ni cargo, guardar a modo de instantánea un simple recuerdo, uno que quizás en el preciso momento no parecerá gran cosa... Pero será al finalizar su aventura cuando el viajero despistado se percate de todo lo que le debe a aquel hombre: un almacén de momentos. En este mundo hay grandes edificios y rápidos vehículos que cruzan las calles sin dilación. No hay bosques encantados pero si lujosos hoteles y un hombre que sueña con convertirse en una mazmorra. Quizás no encuentres brujas y princesas, pero si una secta adoradora del color azul y una pequeña damisela en apuros, prisionera en un lejano valle.



Me han dicho que no puedo montar sobre un dragón para atravesar estos lares, sino que debo recurrir a algo conocido bajo el nombre de autobús. Curioso vehículo, que presto atraviesa los túneles que conectan las principales ciudades de este encantador paisaje urbano. Más curiosa es la melodía que acompañó el camino la primera vez que tome este transporte, una alegre tonada que rápidamente quedo grabada a fuego en mi memoria... Y no sería la primera ni la última.



En este mundo hay ciudades de divertido nombre, tales como Onett, Twoson, Threed, Fourside... Si, en ese orden. Onett es la más pequeña de entre todas, pero al mismo tiempo es uno de esos sitios donde es imposible aburrirse. De un día para otro cae un meteorito sobre su alta colina e insta a un joven a partir en épica odisea, tampoco nos olvidaremos de su librería y los simpáticos agentes de policía , quizás demasiado seguros de su propia fuerza. Tampoco me olvidó de los Shark, maleantes locales en desternillante atuendo. En Twoson hay un parque. Bueno, también hay hippies pero vamos a centrarnos en el parque. Aquí no hay cuevas místicas, no, hay un mercadillo y un par de ladronzuelos pasándose de listos. En la escuela los niños juegan y aprenden entre risas y más allá espera el valle y la ya antes mentada damisela esperando ser salvada por su príncipe azul.



Luego esta Threed, la ciudad zombie... Un momento, ¿¡qué!? Si es que desde luego este es un mundo que nunca aburre. Zombies y asustados ciudadanos, todo enmarcado en un ambiente de vieja película de terror. ¿Podrá el viajero intrépido limpiar la ciudad de monstruos? Y al hacerlo, si lo hace, ¿que imagen de Threed le dará la bienvenida con un nuevo amanecer? Es, en cierto modo, una ciudad con dos caras y es tarea del aventurero luchar para descubrir la otra versión de Threed.



Fourside es la más grande de entre las urbes que componen el peculiar paisaje de este país lejano. El teatro y el museo o el gigantesco centro comercial, así como el altivo rascacielos del multimillonario que en lo más alto se oculta, son claras muestras del excelso nivel de urbanización que alcanza este paraje. Discurren por debajo de la ciudad una red de sucias alcantarillas que, de algún modo, contrastan con la pulcra y ordenada población que se presente imponente ante todo aquel que pisa su umbral por primera vez. Pero esto no es absolutamente nada comparado con "el otro lado" de Fourside... O mejor dicho: "el lado de la luna", Moonside. Como bien diría uno de los excéntricos habitantes de Moonside: Nuestra ciudad no es maravillosa, nuestra tierra es horrible, no te lo pasarás de muerte por aquí ni verás obras de arte flotar y desde luego no osaríamos abusar de las luces de neón.



Pero el maravilloso mundo de Eagleland y sus alrededores no acaba ahí, pues aún veo necesario hablar de la tierra del invierno eterno y la criatura del lago, Winters, sin olvidar el desierto de los monos parlantes y la ciudad flotante donde se guardan los secretos del Mu. Y luego esta Summers, mitad complejo vacacional, mitad pueblo de pescadores. Con un club exclusivo donde la gente se dedica al arte de la filosofía y seguramente el más caro lujoso entre los hoteles en los que he descansado.




Y Summers nos lleva a Scaraba, con sus pirámides y exótico ambiente, eso si, tendrá el aventurero de turno sortear a la bestia de los mares, al mismísimo Kraken, si quiere pisar la misma arena sobre la que se levanta la esfinge. Y sólo para aquellos capaces de desvelar el misterio de la pirámide, reina de pirámides, y atravesar el mar en un submarino amarillo, el mundo desvelará su último secreto... La Oscuridad. Y más allá de negros y pantanosos caminos el pueblo más tímido que ha existido jamas, que habitan sobre el mundo perdido y colosal de los no meno gigantescos dinosaurios.



Pero, ¿qué seria de un mundo sin sus habitantes? Y es que Eagleland no decepciona tampoco en este sentido. No puedo sino recomendar a todos los que decidan abandonar el hogar y lanzarse a la aventura por esta tierra el detenerse a conversar con todo ser que lo habita... A reírse con ellos y escuchar sus palabras no una, sino todas las veces que hagan falta. Quizás si miras con cuidado a tu alrededor, si no dejas piedra sin remover y no haces oídos sordos a todo lo que la simpática sociedad de personajes que pueblan cada rincón logres reunir las antiguas melodías y visitar en los confines del mundo la tierra de Magicant y la cueva que une pasado y presente...



Es realmente fácil dejarse atrapar por este mundo en particular, solo disfruta de su original ambiente, quizás te recuerde mucho a tu propio mundo pero además impregnado de una magia especial. Déjate envolver por su música, disfruta de los artistas que para ti tocan alegres melodías y surca los cielos si te atreves a bordo de un platillo volante. Jugar en Eagleland depara risas sin igual, con unos personajes y situaciones teñidos de genial humor, pero también guardará en lo más hondo tiempo para una o dos lágrimas. Y cuando contemples aquel álbum de fotos agradeceras en silencio por los recuerdos, y es que Earthbound es, a fin de cuentas, como la vida misma: Sonrisas y lágrimas.

5 comentarios :: Enlace permanente
Compartir Compartir
FacebookCompartir
TuentiCompartir en Tuenti
MenéameMenéame Enviar
Comentarios: (primero los más recientes)
17:35 28/11/2012
Estupenda elección para el estreno. Eagleland es un lugar mágico en muchos sentidos, y tanto y más lo son los habitantes que lo pueblan. Al principio puede parecer un lugar confuso, pero poco a poco va calando en el jugador esa sensación de nostalgia ante todo lo que hemos visto y vivido. Pocos juegos pueden presumir de tener un mundo tan entrañable como la serie MOTHER.
16:00 28/11/2012
@Kamek Koopa: Exacto, eso fue un puntazo, la primera vez que acabe el juego me pase literalmente horas explorando todo de nuevo y hablando con todo el mundo (y si, creo recordar que todos los personajes tienen nuevas líneas de diálogo). Me resitia a que terminará, Earthbound siempre será uno de los videojuegos más importantes en mi vida, sino el que más ^^
15:58 28/11/2012
@Jimmytrius: Es que creo que jugar a lo largo del juego y no emocionarse al encontrarse con todas las fotos tomadas a lo largo de la aventura mientras suena el precioso Smiles and Tears es humanamente imposible. Un final maravilloso para toda una obra maestra ;_;
15:56 28/11/2012
Toma ya, sí señor, pedazo de entrada y muy bien escogida.

No hay mejor momento para disfrutar Eagleland que después de la última batalla, cuando el mundo ya está salvado, tus compañeros han vuelto a sus quehaceres cada uno por su lado y solo queda disfrutar de un largo paseo en soledad hasta volver a casa, en Onett. Creo recordar que incluso los habitantes de los pueblos y ciudades tienen nuevas líneas de diálogo en ese momento.
15:49 28/11/2012
Juro que cada vez que veo los créditos y empiezan a desfilar las fotos que te van sacando a lo largo de la aventura se me humedecen los ojos de pura nostalgia. El mundo de Earthbound (bueno, el de la saga Mother en general) es muy entrañable ^^
Participa con tu Comentario:

Este blog no permite comentarios.

DeathHand
Blog de DeathHand
Blog de DeathHand

Posts destacados por el autor:
· Opinión: The legend of Heroes: Trails in the Sky
· Opinión: Persona 2: Innocent Sin (PSP)
· Opinión: Kirby Triple Deluxe
· Opinión: Persona 3 Portable
· Opinión: Vagrant Story
· Opinión: Castlevania: Lords of Shadow 2 (PS3)
· Opinión: Donkey Kong Country: Tropical Freeze
· Opinión: Bayonetta
· Opinión: Tactics Ogre: Let Us Cling Together (PSP)
· Opinión: Ys Seven
· Opinión: Persona 4 Golden
· Opinión: Ys Memories of Celceta
· 2013: Grandísimo año jugón (Juegos pasados)
· Yo también me apunto a escribir sobre Metroid
· Pasado Xenogears
· Crossovers Nintenderos (II)
· Ideas locas: Crossovers Nintenderos (I)
· Segundas partes ¿nunca fueron buenas?
· Mis Mundos Favoritos (II): Tallon IV
· Mis Mundos Favoritos (I): Eagleland



Categorías:


Archivo:
Agosto 2014
Julio 2014
Junio 2014
Abril 2014
Marzo 2014
Febrero 2014
Enero 2014
Diciembre 2013
Octubre 2013
Septiembre 2013
Agosto 2013
Julio 2013
Junio 2013
Mayo 2013
Abril 2013
Marzo 2013
Febrero 2013
Enero 2013
Diciembre 2012
Noviembre 2012


Vandal Online:
Portada
Blogs
Foro

Blogs en Vandal · Contacto · Denunciar Contenido